búsqueda



» búsqueda avanzada

dónde comprar

Venta por Internet

Colección Singular

Hablemos de Ideas

Hablemos de Ideas

Una nueva generación piensa cómo gobernar una Argentina que cambió

Santiago Cafiero(comp), Nahuel Sosa(comp), Cecilia Gómez Mirada(comp)

Entre 2017 y 2018 surgieron en la Argentina varios grupos de análisis y discusión: intelectuales, activistas, investigadores, periodistas se reunían en espacios a veces improvisados –aulas, bares, fábricas recuperadas– para pensar la política y sentar posición a través de documentos que circulaban sobre todo en redes. Sus integrantes venían de diversas tradiciones e identidades –la izquierda, el peronismo, el kirchnerismo, el feminismo, la militancia universitaria–, pero los unían la preocupación por los efectos devastadores de las políticas del gobierno de Mauricio Macri y el propósito de trabajar por una alternativa capaz de disputar la por entonces casi segura reelección de Cambiemos.

El sueño chino

El sueño chino

Cómo se ve china a sí misma y cómo nos equivocamos los occidentales al interpretarla

Osvaldo Rosales

En el ajedrez, el objetivo es el derrumbe del rey. En el juego chino de wei, en cambio, se busca el cerco estratégico que evita el conflicto directo. No es exagerado aplicar ese paralelismo a los modos en que los Estados Unidos y China, respectivamente, se posicionan en el conflicto de hegemonías que hoy los tiene como protagonistas, de cuya resolución dependerá en buena medida el mundo que habitaremos en el siglo XXI.

Progresistas fuimos todos

Progresistas fuimos todos

Del antimenemismo a kirchner, cómo construyeron el progresismo las revistas políticas

Eduardo Minutella, María Noel Álvarez

Hubo una época, no mucho tiempo atrás, en la que el progresismo era un espacio amplio y heterogéneo una sensibilidad compartida y una alternativa política que podía ser competitiva en las urnas. En aquel entonces -los años noventa-, ser progresista era adherir a la búsqueda de mayor equidad social, a la transparencia institucional, el respeto por los derechos humanos y la crítica de la corrupción. Era, en una palabra, ser antimenemista. Tras la crisis de la Alianza en el poder -que pulverizó las esperanzas de aquellas ideas-, fue el kirchnerismo el que interpeló al campo progresista y lo obligó a redefinirse.

¿Cambiamos?

¿Cambiamos?

La batalla cultural por el sentido común de los argentinos

Paula Canelo

El relato macrista prometió felicidad, paz, seguridad y estabilidad. Contra la “politización” kirchnerista, la gestión eficaz para resolver los problemas de la gente. Contra la “prebenda”, la justicia del esfuerzo individual. Contra el “populismo”, las instituciones. El gobierno de Cambiemos iniciado en 2015 peleó su propia “batalla cultural” y lo hizo con las armas de un discurso potente y versátil, que durante varios años resultó creíble y atractivo para vastos sectores, incluso para los más perjudicados, por lo que se terminó revelando como un proyecto antipopular.

Radiografía de la provincia de Buenos Aires

Radiografía de la provincia de Buenos Aires

Crisis de un territorio en disputa

Eduardo Basualdo, Axel Kicillof, Pablo Manzanelli, Cecilia Rodríguez, Daniel Gollan, Laura V. Alonso, Roberto Baradel, Silvina Batakis

Por su centralidad económica, poblacional y geográfica, la provincia de Buenos Aires tiene la capacidad potencial de paliar o, incluso, contrarrestar las políticas económicas nacionales cuando su dirección afecta las posibilidades del desarrollo provincial y el bienestar de sus habitantes. Sin embargo, esto no es lo que sucedió en los últimos años, sino más bien lo contrario. El ajuste y la apertura al capital financiero internacional que reeditó el gobierno de Cambiemos, que en todo el país implicó un importante retroceso en la acción del Estado nacional, impactó con particular fuerza en territorio bonaerense. Allí, la administración de María Eugenia Vidal profundizó ese proceso al incorporar un acelerado endeudamiento como un elemento central del programa económico provincial.

Estallidos argentinos

Estallidos argentinos

Cuando se desbarata el vago orden en que vivimos

Mario Wainfeld

En 2017, la Corte Suprema –cinco jueces solitarios que apenas se hablan entre sí– votó el 2 × 1 a represores. La sociedad, indignada, se movilizó masivamente y dio vuelta ese fallo. Ese mismo año, “murieron” Santiago Maldonado y Rafael Nahuel, en medio de una escalada represiva de Gendarmería y Prefectura, que el gobierno de Cambiemos avala hasta hoy. De nuevo, las movilizaciones se hicieron sentir. El 19 de diciembre de 2001 De la Rúa impuso el estado de sitio; nadie lo tomó en serio y, por el contrario, la amenaza funcionó como acicate para que la gente saliera a la calle y enfrentara al gobierno. Poco tiempo después, en una semana con cuatro feriados artificiales, el fugaz presidente Rodríguez Saá suspendió épicamente el pago de la deuda externa y prometió crear un millón de puestos de trabajo. Un video con sonido de fritura registra su renuncia pocos días después.

Y ahora, ¿qué?

Y ahora, ¿qué?

Desengrietar las ideas para construir un país normal

Axel Kicillof

¿Cómo se puede explicar la fascinación que muchos sintieron con el macrismo? ¿Cuándo te diste cuenta de que eras peronista? ¿Te agarraste a piñas por política? ¿Hay que mantener la relación con el Fondo Monetario? ¿Cuánto de la política económica de Macri fue planeado y cuánto fue un error? ¿Cómo se aborda la cuestión de la corrupción? ¿No hizo mal el kirchnerismo en pelearse con el campo? ¿Qué nivel de reforma política requieren tus ideas económicas? ¿A quién le sirve la grieta? ¿Qué hay que hacer para que la Argentina sea alguna vez un “país normal”? ¿Sos feminista?

 

seguinos en

seguinos en Facebook seguinos en Twitter seguinos en YouTube seguinos en Instagram

| home | agenda | novedades | autores | prensa | la editorial | contáctenos | siglo xxi méxico |

Desarrollado por Kaleido Group